sábado, 8 de mayo de 2010

Cambios importantes

AVISO: se avecina un tocho de considerables dimensiones.


No, no vamos a hablar de Obama (¿y entonces pa qué pones la foto? yo que sé, pues porque me da la gana).

En Estados Unidos y Canadá se disputan cuatro "grandes ligas" (major leagues): la NHL, liga de hockey; MLB, de béisbol; NBA, de baloncesto; y NFL, de gridiron football. De todas estas major leagues, la temporada de NFL es la que dura menos y en la que menos partidos se disputan, con mucha diferencia. A pesar de ello, es la que más interés suscita en Estados Unidos, es la económicamente más potente y sus franquicias son las más valiosas. Veamos los números:
  • NHL: la temporada, incluidos playoffs, empieza en la primera semana de octubre y termina a mediados de junio: ocho meses y medio. Sus 30 equipos disputan 82 partidos de temporada regular y 4 rondas de playoffs en formato 7-7-7-7 (es decir, el primer equipo que gane 4 partidos en cada eliminatoria, pasa de ronda). El valor medio de una franquicia de la NFL, según Forbes, es de 223 millones de dólares (el equipo más valioso son los Toronto Maple Leafs, valorado en 470 millones de dólares; el menos, los Phoenix Coyotes, 138 de los grandes). Y lo más importante: es la pasión de Moisés Molina, narrador habitual de la NFL en el Plus, que, como podéis ver aquí, allá por 1996 se presentó en Torre Picasso, entonces sede de la redacción de deportes del Plus, solicitando trabajo al grito de "¡Soy el que más sabe de la NHL en España, soy vuestro hombre!"
  • MLB: la temporada comienza a mediados de abril y termina a principios de noviembre; más o menos siete meses. Sus 30 equipos disputan 162 partidos de temporada regular (cágate, hasta pueden ser 163 si hay que jugar algún partido de desempate) y 3 rondas de postemporada (en la MLB no le llaman playoffs) en formato 5-7-7. Su franquicia media, también según Forbes, vale 491 millones de dólares (la que más, los Yankees, 1600 millones de dólares; la que menos, los Pittsburgh Pirates, 289 millones).
  • NBA: la más popular por estos lares. Empieza a principios de noviembre y acaba en junio, siete meses. Sus 30 equipos disputan 82 partidos de regular season y hay 4 rondas de playoffs en formato 7-7-7-7. Forbes valora a la franquicia media en 367 millones de dólares, desde los 607 millones de dólares de los Lakers a los 254 de los Milwaukee Bucks (¿no resulta irónico que, al contrario que en España, los ciervos sean los más pobres?).
  • NFL: la más popular en Estados Unidos (y la única que carece de equipos canadienses, aunque los Buffalo Bills están disputando un partido al año en Toronto para ampliar su exiguo mercado). Comienza en septiembre y termina a finales de enero o principios de febrero. Cinco meses escasos de competición. Sus 32 equipos disputan solo 16 partidos de temporada regular (ni da tiempo a que todos los equipos jueguen entre sí, aunque en la práctica la única major league en la que sucede esto, tras el camibio de formato de la NHL, es la NBA) y 4 rondas de playoffs a partido único en todas las eliminatorias. La franquicia media, según Forbes, vale 1.042 millones de dólares; la que más, los Cowboys, 1650 millones de dólares; la que menos, los Raiders, 797 millones de dólares (que no es poco, solo hay que compararlo con las franquicias más valiosas de la NHL, NBA y la franquicia media de la MLB).
Datos económicos aparte, estudios sociológicos indican que, con diferencia, el football es el deporte favorito de los estadounidenses. Esto da para un artículo aparte, pero para este vale con señalar que el 35% de los estadounidenses consideran el football profesional (la NFL, vamos) su deporte favorito. Y la tendencia es creciente. El siguiente deporte en la clasificación es el béisbol profesional (la MLB), que lo considera como su favorito el 16%. Por si fuera poco, el tercer deporte preferido por los gringos es el football universitario (12%). Curiosamente, la competición norteamericana preferida en España, la NBA, solo es el deporte favorito del 5% de los estadounidenses (y en descenso).

Las audiencias televisivas confirman lo anterior. Este año la Super Bowl batió el récord absoluto de audiencia en Estados Unidos, que tenía el último capítulo de la serie M-A-S-H (de 1983).

¿Y cómo es posible, que pese a durar relativamente tan poco y disputarse tan pocos partidos, la NFL sea la mayor (con y) league? No cabe duda de que el juego en sí algo tendrá para que guste tanto. Pero es que además saben venderlo muy bien. Una de las cosas que hace muy bien la NFL es cuidar sus contenidos audiovisuales: las retransmisiones, documentales y programas sobre la NFL están a años luz de lo que vemos en Europa. ¡Si hasta existe un canal, NFL Network, que emite todo el año a pesar de que la competición no abarca ni medio!

Hoy toca hablar de los documentales. Yo soy relativamente nuevo en esto de la NFL. Para informarme y conocer más en profundidad la competición, sin necesidad de investigar demasiado, veo que en la web de la NFL hay una serie de documentales de putísima madre, acojonantes, que te enseñan mil historias de este deporte. Aprendes un montón, conoces mil historias interesantes y bien contadas (cuando una historia está bien contada se hace mucho más interesante de lo que quizá es en realidad). Los produce NFL Films. Estos tíos hacen que la NFL parezca la cosa más importante del mundo, oye. (inciso: intentad algo parecido con alguna liga europea, del deporte que sea. Imposible. Salvo cuatro vídeos cutres en Youtube, no encontraréis nada)

Entre esos programas tipo documentales que produce NFL está la serie NFL Top 10. De eso venía a hablar hoy y mirad el rollo que ya he contado.

Aunque la afición por hacer clasificaciones y tops  a veces resulta un poco absurda, los Top 10 que produce NFL Network, sin entrar a discutir sobre si las clasificaciones están bien o mal hechas, es decir, si el fondo es el correcto, la forma está genial.

Y el Top 10 del que veía a hablar hoy es el de las cosas (aunque algunas son personas, no sé yo si el nombre es el más adecuado) que han cambiado el deporte. Vamos, los cambios más importantes que han contribuido a que la NFL sea lo que hoy conocemos: el deporte más importante de Estados Unidos en términos económicos y sociológicos.

Top 10 Things That Changed The Game

A continuación os comento, de menor a mayor importancia, las diez "cosas" más importantes que cambiaron el "juego", a juicio de NFL Network. El título de cada una de estas cosas tiene un link al vídeo. Os recomiendo que lo veais porque (no lo había dicho todavía, ¿no?) son cojonudos. Eso sí, si pincháis en los links salís del blog, así que en cuanto veais el vídeo en cuestión, le dais a la flechita de volver atrás de vuestro navegador para seguir leyendo esta mierda. Es una orden.

10.- Pete Gogolak

¿Por qué está en la lista? Porque fue el primero que dio patadas al balón como alguien que sabe dárselas.


No hay más que ver a alguien dar una patada al balón para saber si sabe jugar al fútbol (fútbol, no football). Hay gente que le da de una manera tan "ortopédica" que se nota que no ha jugado al fútbol en su vida. En Estados Unidos, hasta hace relativamente poco, no se jugaba al fútbol. Y claro, no sabían darle una patada a un balón (al football) en condiciones.

Las funciones de kicker las desempeñaban offensive linemen, que le daban al balón como le daban: como si fuesen bailarinas de ballet (obesas). Hasta que llegó un inmigrante húngaro: Pete Gogolak. Desde la aparición de este chico, como dicen en el vídeo de NFL Films, los kickers parecen más miembros de boys' bands (ya sabéis, engendros ¿musicales? tipo Backstreet Boys) que jugadores de football.

Ah, los kickers, grandes pringados de este deporte. Mención especial para Garo Yepremian, que el primer partido de football que vio, fue en el que debutó. Autor de la mítica frase "I kicked a touchdown!!", que da una idea de lo que sabía de football.

Volviendo al tema, como dicen en el vídeo, la innovación en el estilo de pateo (qué raro suena) fue tan importante que tuvieron que mover los palos hacia detrás.

Sigamos.

9.- West Coast Offense

¿Por qué está en la lista? Porque supuso una revolución en la estrategia de ataque, al cambiar el papel de las jugadas de pase.



Resulta peliagudo hablar de West Coast Offense, porque es un concepto que aunque todo el mundo (bueno, todo el mundo, todos los que siguen esto con un poco de detalle) sabe más o menos en qué consiste, o por lo menos tiene una idea, su origen es polémico (de hecho, se puede utilizar en más de un sentido) e incluso los que lo aplican no saben muy bien cómo definirlo, como le pasa a Jon Gruden, que dice que no sabe cuál es la West Coast Offense fetén, pero sí sabe que es un sistema muy exitoso que ha ganado campeonatos.

En esencia, la filosofía de la West Coast consiste en darle la vuelta al sistema tradicional de ataque basado en el juego de carrera. Lo primero que tenía que conseguir un ataque era establecer un juego de carrera consistente que atrajese la atención de la defensa cerca de la línea de scrimmage y, de ese modo, se abriesen huecos en la secundaria para los receptores. Es decir, primero a correr, y cuando todo el mundo vaya a pegarse en la línea tendré espacio libre para pases profundos.

La West Coast Offense se basa en pases rápidos y cortos, con rutas de receptores cercanas a la línea de scrimmage. De ese modo se atraería la atención de la defensa a zonas cercanas a la línea y se liberaría espacio en la secundaria para pases profundos.

La West Coast Offense de Bill Walsh es uno de tantos términos contradictorios en sí mismo. La llaman de la Costa Oeste, pero su origen está en Cincinnati (que no está precisamente en primera línea de playa). No se creó por casualidad sino por causalidad: los Bengals eran un equipo recién creado y su juego de carrera era una mierda. No tenían a jugadores competentes para correr, por lo que intentaron algo diferente. Se le llama West Coast porque se popularizó más tarde cuando Walsh entrenaba a los 49ers de Joe Montana (véase foto más arriba).

En resumen, como explican bien en el vídeo: en vez de "la carrera prepara el pase", "el pase corto prepara el pase".

8.- NFL Films

¿Por qué está en la lista? Cómo no va a estar, si ellos mismos son los que la han preparado. Unos listos.


Bueno, ya lo apuntaba antes de empezar con esta lista. En esto el deporte europeo está a años luz.  Es espectacular, acojonante, la calidad de los contenidos audiovisuales de la NFL. A años luz. No solo la imagen, también el sonido. Porque ya en los años 60 ponían micrófonos a los entrenadores. ¿Y la banda sonora? Te cagas. Hasta los locutores se salen.

Tremendo. Estoy de acuerdo en que se valore la importancia de NFL Films. Una pena que en Europa no se copie la idea.

7.- Los cambios de normas de 1978

¿Por qué están en la lista? Porque prepararon el terreno para partidos como este.



La NFL no es en absoluto reacia a cambiar las reglas del juego. No es raro que después de jugadas polémicas que se producen una temporada, en la siguiente o siguientes se cambien las reglas para hacerlas, al modo de ver de la mayoría de los propietarios de las franquicias, más justas. Pasó en el 78, pasa hoy (el año que viene cambian las normas sobre la prórroga para los playoffs).

En 1978 veían una tendencia que no les gustaba: el triunfo del amarrateguismo. Las defensas se imponían a los ataques. Eso no gustaba. Se consideró malo para el negocio, y se tomaron medidas para favorecer a los ataques.

Coño, y los equipos cuya principal virtud es su defensa, qué. Pues ajo y agua. En la NFL quisieron acabar con el telón de acero antes que en Europa.

Aunque fueron varios los cambios que se introdujeron esa temporada, los más importantes fueron dos:

Por un lado, para facilitar el desmarque de los receptores, se limitó el contacto entre defensive backs y wide receivers a 5 yardas desde la línea de scrimmage. Más allá de esa distancia, los defensores no pueden golpear a los receptores mientras no haya balón de por medio. Los puñetazos que se pueden ver en el vídeo, de los defensores a los receptores, dignos de ver. Contundencia.

Por otro lado, en línea con la filosofía de protección al quarterback (QB), se amplían las facultades de sus guardaespaldas, los obesos offensive linemen. Desde el 78 tienen licencia para bloquear con las palmas de las manos y los brazos extendidos. Eso sí, las manos, por encima de los codos. Antes tenían que bloquear con los antebrazos, con mucha menor eficacia. Joder, con lo que mola que le den bien fuerte al QB (siempre que no sea el de tu equipo).

El resultado de esta filosofía pro-ataques y pro-QB es que los récords de pase van cayendo un año tras otro. Eso de que para ganar partidos en playoffs tienes que tener un buen juego de carrera es cada vez menos cierto. En los últimos playoffs quedó claro que para ganar hace falta un buen QB, con la destacable excepción de los Jets.

Eso sí,  los récords de audiencia se baten también año a año, y el interés del público va creciendo. Aunque esto a los puristas normalmente no les importa demasiado.

6.- AstroTurf

¿Por qué está en la lista? Porque así se puede jugar al football a cubierto y que los espectadores no pasen frío. Bueno, como dicen en el vídeo, esta especie de césped artificial cambió el juego, para bien o para mal.


Leyendo el título, AstroTurf, resulta un poco difícil saber de qué va el tema. Pues de césped artificial. Debe su nombre al primer pabellón (¿o debería decir estadio? ¿dónde está la frontera entre estadio cubierto/cubrible y pabellón? polémica cuestión, que ha dado lugar a más de una acalorada discusión en el salón de mi casa).

No cabe duda que el cambio es muy importante, porque por su culpa hay football a cubierto. ¿Eso es bueno? No, no lo es. Dejando de un lado el tema de las lesiones provocadas por esta superficie, lo peor del AstroTurf es que "desepifica" (palabra recién inventada: des=no; epic=épico; fica=hace; hace que no sea épico) este deporte. Una de las virtudes del football es su épica. Sus protagonistas son héroes inmersos en nobles batallas, en los escenarios más adversos.

Bueno, eso era antes. Cuando llegaban los playoffs, en pleno invierno, se disputan partidos en las condiciones de lo más adverso (sobre esto hay otro Top 10). Por culpa de los domes (estadios cubiertos/pabellones) cada vez hay menos partidos disputados en condiciones extremas. Que sí, que los que van al estadio seguro que lo agradecen, y no solo para protegerse del frío (que se lo digan a los seguidores de los Cardinals), pero quien quiera ver el partido cómodamente que se quede en su casa. Vamos hombre, ¿¡pero esto qué es!?

Lamentables los escenarios de los últimos playoffs. Todo son domes. Ni un copo de nieve en postemporada.  Pues vaya mierda.

Que les den por saco a los AstroTurferos.

5.- Las repeticiones

¿Por qué está en la lista? Porque gracias a esto, el error humano no es una de las salsas de este deporte, al contrario que en otros.


Cuando existen medios para evitar errores, lo normal es utilizarlos. Eso es lo que dicta el sentido común, salvo que el uso de esos medios sea tan oneroso que no compense. En un deporte como el football, plagado de interrupciones, parar el juego un poquito más para que se revise si una jugada se ha arbitrado correctamente no supone un gran sacrificio. Con límites y restricciones, eso sí, pero muy rara es la ocasión en la que no se pueden revisar jugadas dudosas importantes. Cuando la revisión se hace a petición de un equipo, se llama challenge, si es por iniciativa arbitral (en los dos últimos minutos de cada mitad) es booth review.

En la NFL, cuando las repeticiones mostraban los errores arbitrales, optaron por el sentido común: no permitamos estos errores. Nadie va a indignarse por que se corrijan los errores arbitrales. Solo los tramposos, y las trampas deben ser perseguidas, ¿no?

Ya podían copiar otros esta idea. Los árbitros serían los primeros beneficiados, y sus madres, que dejarían de ser interpeladas.

Por cierto, el Buccaneers-Patriots disputado en Londres el año pasado eché mucho de menos que hubiese algún challenge o booth review. A ver si en 2010 tenemos más suerte.

4.- Paul Brown

¿Por qué está en la lista? Por muchas cosas. Que su nombre lo lleve un equipo y el estadio de otro diferente da una idea de la importancia de este hombre.


Paul Brown hizo muchas cosas. "Fundó" (en sentido no técnico jurídico) 1/16 de la NFL. Dos equipos: los Browns y los Bengals. Los Cleveland Browns se llaman Browns por él. No por el color marrón. Y el estadio de los Bengals se llama Paul Brown Stadium. Algo debió de hacer este tío, ¿no?

Bueno, antes de entrar a comentar muy brevemente algunos de los logros del Sr. Brown, cuestión lingüística: sabéis que algunos hispanohablantes (no en España) traducen los nombres de los equipos al español. Fundamentalmente en México, a los Cleveland Browns se les conoce como los Cafés de Cleveland. ¿Cómo cojones traducen Browns por Cafés si el nombre no hace referencia al color del café, sino a un apellido? No me jodas, ahora que se pongan a traducir los apellidos de los jugadores. Sin entrar en lo ridículo que es, llamar a ese equipo seudooficialmente como Cafés no tiene ningún sentido. Como mote, valdría. Pero no es el caso. Rectifiquen, por favor. Ya ven que se lo he pedido respetuosa y educadamente.

Volviendo al tema, como podéis ver en el vídeo, Brown inventó muchas cosas para la gestión de un equipo. En resumen, profesionalizó el football. Sesiones de vídeo, planificación de jugadas, incluso hasta invención accidental de alguna (la jugada de draw, que consiste en fingir jugada de pase y hacer carrera).

Un tío muy listo.

3.- Agencia libre

¿Por qué está en la lista? Porque hasta hace poco, los jugadores no podían decir ni mu para decidir en qué equipo jugar. Ahora, cuando terminan contrato, pueden ir donde les dé la gana.


No sabía muy bien cómo traducir free agency. Al final puse agencia libre, aunque no me convence nada. Porque los jugadores, que es a quienes nos referimos, no son agentes; los agentes son otros, y no están libres. Vamos, que a lo que nos referimos cuando hablamos de agentes libres es a jugadores sin contrato en vigor con ningún equipo, que son libres de firmar por quien les plazca.

Dicho esto, en la NFL, una vez firmaba un jugador por un equipo, estaba atado a su voluntad de por vida (lo que no quiere decir que fuese a jugar siempre en ese equipo, porque podían decidir traspasarlo a otro). El jugador no era dueño de su futuro (qué poético).

La situación era un poco chocante, claro. Hasta 1992 no hubo una agencia libre sin restricciones. Hubo huelgas de jugadores, protestas de sindicatos, y mucha polémica. Los sindicatos de jugadores hablaban del marco contractual de la NFL como una moderna forma de esclavitud.

No cabe duda que se trata de un cambio de enorme importancia. La agencia libre hizo que los jugadores se forrasen. Aumentó su poder de negociación. Y es lo justo, la verdad. A mí ya me parece sorprendente que se permitan los intercambios de jugadores sin contar con el consentimiento del jugador. Eso sí, este logro no ha hecho que cesase la conflictividad entre jugadores y liga. Si nada lo remedia (un acuerdo entre sindicato y patronal) en 2011 no va a haber NFL. Esperemos que reine la cordura. O no, pero que lleguen a un acuerdo.

2.- La televisión

¿Por qué está en la lista? Porque sin tele el deporte profesional tal y como lo conocemos no existiría. Así de claro.


Si las franquicias solo dispusiesen del dinero de las entradas vendidas para pagar a sus jugadores y entrenadores, estos tendrían que buscarse otro trabajo para vivir de él el resto del año. Sobre esto no hay mucho más que comentar. Sin tele este blog no existiría, obviamente, porque en España no se podría ver football.

Personalmente creo que la televisión es el hito que ha supuesto un antes y un después en el mundo del deporte. En todos los deportes, hay un antes y un después de la televisión; y los que no son atractivos para su emisión están abocados al amateurismo o, al menos, a tener una dimensión bastante modesta.

1.- La fusión entre la NFL y la AFL

¿Por qué está en la lista? Porque antes de esto había dos ligas separadas e independientes, que competían con mejores y peores modos, entre sí.


No estoy de acuerdo con este punto. ¿Por qué? Porque el mayor cambio no lo provocó la fusión, sino la propia existencia de la American Football League, competidora de la NFL. Para qué voy a decir nada yo, si un comentario al pie del vídeo, del usuario remembertheafl (en español, recuerda la AFL), lo explica mucho mejor:

"THE number one thing that changed the game was the ***AMERICAN FOOTBALL LEAGUE***. Before the AFL, there were 12 teams, in 12-game seasons, the great majority of teams east of the Mississippi and north of the Mason-Dixon line ~ a northeastern sport, with no national television network, and time kept in the pocket of an official instead of on the scoreboard where fans could see it. The NFL was against expansion until the AFL forced it to put teams in Minnestota, Dallas and Atlanta. The Saints were created to assuage Louisiana legislators who pushed PL 89-800 through to allow the merger. The AFL introduced flashy offenses to go along with their colorful uniforms; the two-point conversion, which the NFL belatedly adopted; the 14-game season, ditto; national TV double-headers, ditto; names on uniforms and the official clock on the scoreboard; recognition of black players' skills; soccer-style plackicking; ditto, ditto, ditto. The Super Bowl is only the most obvious element that wouldn't have existed without the AFL. The real question should be 'Why isn't Professional Football called the ***American*** Football League?'"

Lo que viene a decir este tío: que antes de la AFL, la NFL era una competición mucho más sombría, opaca y cerrada: muy concentrada geográficamente, 12 equipos del noreste de Estados Unidos, sin televisión de ámbito nacional, sin que el marcador informase del tiempo del partido (increíble)...

La AFL entró en guerra con la NFL y terminaron por fusionarse, creándose la gran final, la Super Bowl, que enfrentaba al campeón de cada liga (hoy conferencia). Dicen en el vídeo que la Super Bowl no existiría sin la fusión. Pues menuda gilipollez. Lo importante es que exista una única competición y una final a partido único, pero que se llame Super Bowl o Final de la NFL o lo que sea es una estupidez.

Joder, qué parrafada.

1 comentario:

  1. IMPRESIONANTE, Muchas gracias ,me ha encantado, gran trabajo, además recomiendo a todo el mundo, que lo haga bien viendo los vídeos y leyendo el articulo.
    Ya estoy esperando otro top 10.
    GRACIAS 555

    ResponderEliminar